Translate

sábado, 23 de marzo de 2013

Nubes de otoño


Sentir el aire del rio mar y la gente que todavía
te saluda allá abajo;
Sentir el tacto y los sabores del humo, la memoria
aprieta , se vuelve delirio.
Cuantas veces te llamo, cuantas veces me asomo
y no estás, este hormigón no es el mismo, estas nubes
de otoño no son las mismas;
Sentir que estoy, pero no estoy;
Sentir el “camino de mar”
Sentir el eco del canilla;
Sentir que la memoria no es más que un ensayo
para volver…

Llamadas.

Barrio sur fantasia vino y candombe todo el dia
Y vamo arriba nomas!!!! tambor y tambor
alborotando a la gente,esto es Montevideo
esto es Uruguay!!!!

viernes, 22 de marzo de 2013

Desnudarme.


Podría vivir un poco más ahora, si me alcanzara la esperanza;
Y esos sospechosos me hacen sentir mortificamente humano.
Podría seguir con mi inocencia de cristal movida a riesgos y sin garantías, mientras tanto y de pronto en un instante todo, todo recobra su indiferencia clandestina.
Podría sentirme lejos, y en una noche reflexiva encontraría el diagnostico o la seña, seguiría presagios o verdades inventadas, pesadillas y desdenes, rostros sin rostro y ojala un poco de amor agonizante.
Podría sin duda desnudarme y darme la bienvenida en silencio con modestia y sin vanidades.





domingo, 17 de marzo de 2013

El Rosario.


Que lastima son las siete y no llegaste, en verdad se que no llegaras
Que lastima no hay razón para olvidar tu aire aburrido, mirándome fijo, esperando un beso frio.
Y que sorpresa cuando miro el reloj y no te veo, sin embargo el almanaque sigue clavado en la pared mostrándome el día que te fuiste.
No, no hay razón para olvidar pues los días siguen exactos,
exactamente igulales,como los dejaste .
Que lastima son las siete y no llegastes, pero todavía me falta coraje o vergüenza para olvidarte, o quizás mi corazón se niegue a dejar de esperarte…




jueves, 14 de marzo de 2013

El rosario.


Agárrate al rosario y no te vayas, nunca más es mucho tiempo
para volver a verte.
Ya amaneció, y el mal se fue del barrio sur, las lágrimas no me dejan encender el último cigarrillo,
No hay tiempo y nadie es culpable, el día no tiene embajador,
todos saben todo, pero no descifro tu murmullo.
La ansiedad se mata con el whisky, pero tu falta sería imposible
de olvidar, sería como estar tres días en Paris y no ver una francesa.
Podría liberarte y salir a caminar pero mis huesos y mi alma no me
dejan porque ya te echan de menos.